Ardilla

Revisado por . Licenciado en Biología

Las ardillas son uno de los roedores de granjas que más se suelen percibir debido a una variedad propiedades que las mismos ofrecen al hombre. Por ello, es común encontrarse con este tipo de animales en sitios especializados para su cría y reproducción.

A pesar de ser animales sumamente desconfiados y no ser tan sociables con la especie humana, las ardillas han ido adaptándose al ambiente de lugares urbanos e, incluso, es normal que suelan convivir con los mismos. Así, contar con ellos como animales de granja cada vez resulta algo más sencillo.

Ardilla

Aquí podrás conocer todo lo referente a las ardillas, tal como son sus características, hábitat, reproducción y otra variedad de detalles. Por todo esto, no dudes en consultar esta información para enterarte de aspectos relevantes de este famoso roedor de granja.

Datos de la Ardilla

Clasificación:Vertebrado / Mamífero
Reproducción:Vivíparo
Alimentación:Omnívoro
Hábitat:Terrestre
Orden:Rodentia
Familia:Sciuridae
Género:Ratufa
Longevidad:6 – 10 años
Tamaño:21 – 26 cm
Peso:330 – 1000 gr

Estado de conservación

Estado de conservación: Preocupación menor
Preocupación menor. Imagen por Atlas Animal. Información de IUCN Red List

Distribución de la Ardilla

distribucion-geografica-mundial
Área geográfica de la Ardilla. Información de IUCN Red List). Wikimedia Commons.

Características de las ardillas

Las ardillas se consideran uno de los roedores más grandes del mundo. De esta forma, las mismas pueden llegar a medir hasta 45 centímetros, donde gran parte se debe a su extensa cola. Además, poseen unos ojos muy grandes y unos dientes que logran destacarse en el área de sus cabezas.

Estos roedores se alimentan de una gran cantidad de plantas y semillas, incluyendo nueces. Toda la comida que consiguen la suelen almacenar en su lugar de resguardo. Esto último es algo muy común al momento de comenzar su etapa de hibernación.

Algo único de estos animales es su agilidad para moverse por los árboles. De esta manera, logran treparlos desde tempranas edades y logran contar con dedos que les ayudan a realizar todo tipo de actividades diarias.

Suelen vivir en los árboles, normalmente en nidos abandonados o dentro de algunos orificios de estas ramificaciones. Así, son lugares considerados amplios para las mismas y donde se suele tener las crías que se producen.

¿Cómo se reproducen las ardillas?

El proceso de gestación de las ardillas suele ser bastante corto, al igual que la gran mayoría de los roedores. De esta manera, todo dicho proceso suele tardar entre 38 y 46 días. Hay que recordar que, dependiendo del tipo de ardilla, este tiempo podría aumentar o disminuir.

El proceso de apareamiento suele darse en temporadas de primavera donde las hembras segregan cierta sustancia que atrae a los machos. De esta forma, el apareamiento entre dos, suele tardar aproximadamente 1 minuto, dando lugar a la gestación.

En cuanto a las crías de las ardillas, las mismas llegan al mundo de forma sumamente inofensiva y con un aspecto muy débil. Además, a diferencia de otros roedores, las crías nacen sin pelo y sin poder abrir los ojos aún.

Hábitat de las ardillas

Las ardillas suelen vivir en todo tipo de bosques. De esta manera, estos roedores suelen buscar lugares desolados u oscuros donde puedan refugiarse sin ningún problema. Como es bien sabido, el sitio que siempre suelen escoger son los árboles.

Es indispensable que las ardillas escojan un hábitat sumamente eficiente, debido a que, en caso contrario, todo tipo de variaciones climáticas pueden ocasionar la muerte de estos animales. Todo esto se debe a que los constantes cambios climáticos producen la falta de alimentos, llevando a que comiencen a deteriorar su salud hasta morir.

Algo que se ha visto mucho es que estos roedores han terminado adaptándose a las ciudades y lugares urbanos, por lo cual resulta muy común verlas en todo tipo de lugares donde haya árboles. Así, se reflejaría que las ardillas son cada vez más domesticadas para poder vivir en armonía con los humanos.

A pesar de ello, es necesario destacar que las ardillas difícilmente se adaptan a un ambiente de casa o a una vivienda como lugar de hábitat. Esto se debe a que dichos sitios no cumplen con las condiciones ambientales necesarias y, a su vez, porque estos animales requieren de cierta libertad (a diferencia de otro tipo de roedores como los hámsters).

¿Cuáles son los depredadores de la ardilla?

Las ardillas son sumamente cuidadosas del lugar donde habitarán debido a que hay una gran cantidad de depredadores que ponen las pondrían en riesgo. Esto es algo común en todos los animales, aunque en el caso de estos roedores resulta ser más vulnerable a causa de su incapacidad de defenderse y por vivir en lugares más abiertos.

La mayoría de los depredadores son animales voladores. Así, se pueden mencionar halcones, búhos y águilas. Adicionalmente, también hay algunos animales terrestres que suelen intentar cazar estos animales de granja tales como son las serpientes y los coyotes.

Hay algunos animales domésticos que también suelen cazar ardillas. Entre algunos principales ejemplos, vemos el caso de los gatos y perros. A su vez, los humanos, en ciertas ocasiones, suelen realizar cazas de estos animales con una diversidad de fines.


Última actualización:

Ardilla

Ardilla. Edición de Atlas Animal. Original por @chrisfloresfoto a través de Twenty20.

Atlas Animal

Artículos relacionados